facebooktwitter google-plusinstagrampinterest

imagen gonzalo cervello
Compartir —

PROYECTO ECOSPACE. La democratización de la construcción sostenible.

Por:

Hace un año, los arquitectos Carmen y Marcos Basso pusieron en marcha ECOSPACE, un proyecto innovador gestado en pleno contexto de declive de la construcción en España. En 2004 se asociaron para fundar un estudio de arquitectura tradicional en Barcelona, 02Basso, pero pocos años después, los dos primos se dieron cuenta de que era necesario cambiar el modelo dominante.

Ellos comparan el boom de la construcción con las historias que aparecen en los cómics de Lucky Luke: “un pequeño pueblo descubre que hay oro en el río y llega un sinfín de gente. En cuestión de días, construyen una enorme ciudad, caótica y desordenada, pero cuando el oro se acaba, ay, la abandonan, convirtiéndose en un territorio fantasma. En España, ha pasado algo parecido y la palabra boom es la pepita de oro. Ha habido un aumento descontrolado de la actividad inmobiliaria y se ha respondido demasiado rápido. Se han creado obras faraónicas insostenibles y se han levantado viviendas en las que, ciertamente, la calidad se ha resentido, porque había que construir y entregar en tiempo récord”.

Ante este contexto optaron por cambiar de estrategia. Ficharon a un asesor de comunicación, Guillermo Krauel, y lanzaron un proyecto empresarial basado en un sistema de construcción modular en madera. Se trata de un método alternativo, que usa elementos propios de la arquitectura sostenible para generar espacios saludables, con menor impacto ambiental e integrados en el entorno. ECOSPACE celebra en julio su primer aniversario. Están en fase de implantación y crecimiento. Son muy conscientes de que no será nada fácil normalizar en España un producto de este tipo. Aseguran que “en los países nórdicos y anglosajones los bosques son más densos y la madera es una materia prima más accesible, mientras que en los países del arco mediterráneo, los bosques son menos frondosos y el material constructivo predominante ha sido, desde siempre, la piedra”.

Casa modular de ECOSPACE. Imagen cedida por la empresa.

Casa modular de ECOSPACE. Imagen cedida por la empresa.

El método modular permite montar sobre el terreno a partir de piezas fácilmente transportables. Esta es la diferencia fundamental con la construcción prefabricada, que llega a destino ya hecha, desplazada por vehículos de gran tonelaje. La modularidad evita obras largas y costosas y posibilita crecer conforme a necesidades. Es decir, no hace falta crear la gran casa desde un principio. Se puede empezar con un espacio que, si fuese necesario, pueda ser ampliado en fases, o dividirlo luego en dos viviendas. “No hay que pensar que las construcciones son irreversibles y para siempre, sino plantearse las cosas de manera lógica”, afirman.

Cubierta de una casa modular ECOSPACE. Imagen cedida por la empresa.

Cubierta de una casa modular ECOSPACE. Imagen cedida por la empresa.

Este sistema modular está formado por paneles aislantes con madera durable procedente de bosques de gestión sostenible, cubiertas vegetales que integran la construcción al entorno y una cimentación ligera. Este nuevo modo de construir permite cualquier tipo de edificio o equipamiento y soluciones personalizadas. En este sentido, los responsables de ECOSPACE acaban de lanzar WORKPOD, un producto pensado para freelances “que trabajan desde casa, donde establecer una oficina independiente. Un sitio para cada cosa, y cada cosa en su sitio. Ya que en casa no siempre resulta sencillo mantener la concentración, Workpod proporciona un espacio laboral en el que trabajar de manera focalizada”.

Oficina WORKPOD. Imagen cedida por ECOSPACE.

Oficina WORKPOD. Imagen cedida por ECOSPACE.

El reto final de ECOSPACE es democratizar la construcción sostenible, acércandola a todo tipo de personas y ofrecer una alternativa real alcanzable.

Cada vez hay más conciencia social, pero no es sencillo cambiar los convencionalismos. Recuerdan que “la revolución industrial determinó que la producción en serie a gran escala ahorra costes y democratiza el acceso a los bienes de consumo. Durante décadas, se ha buscado producir más por menos, dejando de lado toda sensibilidad medioambiental. Con el crecimiento de los movimientos slow, la conciencia social y el respeto hacia el planeta han aumentado, pero la industria sigue reticente. Es posible trabajar de forma seriada y, a la vez, limpia y respetuosa. Podemos mantener los costes bajos y, en consecuencia, facilitar el acceso a unos bienes de consumo más limpios”.

Como ocurre con la alimentación ecológica, una casa eficiente, considerada con el medio ambiente, sigue siendo algo más cara que las habituales. Y concluyen: “cuando los consumidores y la industria sean conscientes de que éste es el camino a seguir, que el crecimiento sostenible es posible, entonces hablaremos de una democratización de un estilo de vida saludable y respetuoso, en el cual también se encontrará la arquitectura”.

Comentar



3 Comentarios

  1. Por —
    Jorge Muntañola Sanz
    Fecha —
    04 / 09 / 2013

    Buenos días:
    A efectos legales y administrativos (licencias de obras, visados, etc) los proyectos ecospace se tramitan igual que una obra tradicional ?

    Muchas gracias.
    Jorge Muntañola Sanz
    Arquitecto

  2. Por —
    peregibert
    Fecha —
    04 / 09 / 2013

    Hola, Jorge.
    Nos ponemos en contacto con los responsables de Ecospace para trasladarles tu pregunta y que puedan compartir esta información con los lectores.
    Saludos

  3. Por —
    Guillermo | Ecospace
    Fecha —
    04 / 09 / 2013

    Buenos días Jorge,

    respondiendo a la pregunta que nos planteas, y dado que la mayoría de nuestras soluciones constructivas son espacios habitables, en la mayoría de casos sí son necesarios los trámites que se precisan para una obra tradicional Sin embargo esta situación puede variar en función de las normativas de cada municipio, así como del proyecto que llevemos a cabo. Si tienes cualquier otra consulta no dudes en ponerte en contacto con nosotros.

    Un saludo cordial y gracias por tu comentario.

2013
Diseño — Todojunto